"Una respuesta altísima": La vacuna Sputnik V produce anticuerpos específicos en el 94 % de los vacunados con una sola dosis

INTERNACIONAL 14 de abril de 2021 Por RT
Así lo reveló un estudio científico realizado en Argentina. La inmunización se eleva al 100 % después de la segunda aplicación.
6075f1d8e9ff7162dd58e82d

Una sola dosis de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus genera anticuerpos específicos en el 94 % de los vacunados a los 21 días de haber recibido la primera dosis, y en el 100 % luego de las dos aplicaciones, reveló un reciente estudio científico realizado en Argentina. 

Asimismo, al diferenciar por rango de edad resultó que el 96 % de las personas menores de 60 años generan anticuerpos a las tres semanas de la primera aplicación, mientras que en los mayores, esa tasa es del 89 %. 

El trabajo de investigación se denominó 'Empleo de la vacuna Sputnik V en Argentina: Evaluación de respuesta humoral frente a la vacunación', y de él participaron en forma conjunta el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación, el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, el Instituto Leloir, el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) y la Universidad Nacional de La Plata, con la participación de los hospitales públicos bonaerenses. 

Para este estudio, se analizó el comportamiento de 288 trabajadores de la salud, primer grupo en recibir el antídoto en Argentina, luego de ser inoculados contra el virus SARS-CoV-2, entre los meses de enero y marzo de este año. 

Los resultados muestran que "la vacuna Sputnik V induce una respuesta humoral —es decir, la respuesta inmunológica específica de generación de anticuerpos contra la proteína Spike que recubre el virus de SARS-CoV-2— en el 100 % de los individuos analizados 21 días después de la segunda dosis", asegura el informe en sus primeras

"Por otro lado, un análisis global indica que el 94 % de los individuos mostraron presencia de anticuerpos específicos tras recibir una sola dosis de la vacuna", detalla el documento.

La respuesta en las personas que ya pasaron la enfermedad
Otro examen interesante que se hizo en este estudio, y del que no había hasta ahora evidencia a nivel mundial, es qué pasa con las personas que ya estuvieron infectadas con el virus cuando son vacunadas con el fármaco ruso.

"Allí se vio que con una sola dosis la respuesta ya es altísima", indicó a RT Marina Pifano, asesora en biotecnología del Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, quien formó parte de la investigación.

Incluso, señaló, no se detectaron diferencias significativas entre los resultados de la primera y la segunda dosis en ese grupo. Esto significa que no habría necesidad de aplicar el refuerzo en personas previamente contagiadas, un dato que puede ser fundamental para la administración de las vacunas en momentos de escasez mundial, y dada la urgencia de Argentina de poder llegar a inocular a una porción mayor de su población, hoy por encima del 11 %. 

"La infección genera una inmunidad memoria que hace que rápidamente, con una sola dosis, se active el sistema y genere una gran cantidad de anticuerpos"
La respuesta inmune contra el SARS-CoV-2 en el grupo con previa infección mostró una media geométrica de título de anticuerpos de 9.850. El otro grupo, sin previa infección, mostró un valor medio de 244.

Tras la segunda dosis, la cantidad de inmunoglobulinas en el grupo sin previa infección saltó de 244 a 2.150. 

"La infección genera una inmunidad memoria que hace que rápidamente, con una sola dosis, se active el sistema y genere una gran cantidad de anticuerpos", explicó la bióloga y doctora en ciencia y tecnología a este medio. 

En cuanto a los resultados que reflejó el estudio sobre la Sputnik V, dice Pifano: "El porcentaje es muy bueno, como ya lo demostraba la información de la fase 3 de la vacuna. Pero la idea es también tener evidencia local, es decir, qué pasa con nuestra población, porque la situación epidemiológica y las variantes del virus que hay en cada país son diferentes". 

En efecto, este estudio no contempla la evaluación de variantes detectadas recientemente en Argentina, como la brasileña o la del Reino Unido. Aunque ese será "el próximo paso", aseguró la entrevistada. 

El objetivo de esta plataforma de investigación conjunta es evaluar todas las vacunas que se apliquen en Argentina. Se empezó con la Sputnik V porque es la que el país recibió primero y comenzó a distribuir entre fines de diciembre y enero. Las vacunas de AstraZeneca (Reino Unido) y Sinopharm (China), que también se están aplicando en la nación del Cono Sur, están siendo evaluadas en este momento.  

Te puede interesar