Coalici贸n rechaza proyecto procura aumentar penas a adolescentes en conflicto con ley

Actualidad 11 de mayo de 2021 Por Beltran Nicolas Ortiz Rivera
joven-696x346

Santo Domingo.-La Coalición de ONGs por la Infancia expresó hoy su rechazo a la modificación del Código para el Sistema de Protección y los Derechos Fundamentales de los Niños, Niñas y Adolescentes (Ley 136-03).

La organización, que agrupa a 32 organizaciones de la sociedad civil, se opone a la iniciativa por considerar que la misma no servirá de manera efectiva para resolver los problemas de inseguridad que se viven en el país, reforzando así la idea de niños, niñas y adolescentes como delincuentes y criminales.

«En un hecho contraproducente y contrario a toda forma de pensamiento orientado a la protección de la niñez, el diputado Díaz Jiménez sometió al Congreso una iniciativa de modificación de la Ley 136-03, mediante el cual procura que se aumente la pena máxima hasta 15 años para adolescentes en conflicto con la ley penal, en casos de crímenes de crueldad, superando en 10 años la pena máxima aplicable actualmente», precisa la red en un comunicado.

Indicó que esta propuesta de modificación parte del supuesto de que endureciendo las sanciones disminuirá la llamada “delincuencia juvenil”.

«Los adolescentes no son el problema de la delincuencia ni de la inseguridad ciudadana en la República Dominicana, por el contrario, todas las estadísticas disponibles indican que la gran mayoría de los delitos son cometidos por personas adultas. Además, la extensión de la privación de libertad como medida cautelar no contribuye a la disminución de la delincuencia cometida por adolescentes, por el contrario, el aumento de la encarcelación por periodos largos no produce otra consecuencia que el riesgo de de-socialización y desarraigo», subrayó.

De acuerdo a la organización, el aumento de la pena para los adolescentes que cometan actos delictivos hará más daño que bien a la sociedad, sobre todo a las familias que viven en situación de pobreza y exclusión social, cuyos hijos e hijas son quienes realmente terminan alimentando el sistema penitenciario.

“Este es un ejemplo terrible de falta de conocimiento de las causas raíz de los males que afectan a la niñez yla adolescencia, por lo que rechazamos de manera categórica este intento de endilgar la responsabilidad plena de los ilícitos penales cometidos por los y las adolescentes a una población que, como bien dice el diputado proponente, es víctima de bandas que los usan para cometer toda clase de delitos”, afirma Thomas Polanco, Coordinador de la Coalición de ONGs por la Infancia.

Según el diputado, el propósito de esta propuesta de modificación es tratar de reducir la cantidad de menores de edad involucrados en actos que riñen con la ley penal, en el entendido de que quienes los utilizan, lo hacen sobre la base de que, de ser atrapados, cumplirán penas mínimas.

“No puede ser que, en un Estado de Derecho, el legislador pretenda culpabilizar al que es llevado a estas prácticas bajo engaño, por su inmadurez o por ser víctima de un sistema de crianza patriarcal fundamentado en la violencia física, verbal y psicológica, sumado a un entorno donde se promueve y legitiman formas de comportamientos contrarios a la paz social, que lo empujan a incorporar en su dinámica existencial conductas inapropiadas; mientras deja en el olvido el Proyecto de Ley de Crianza Positiva, que descansa en el Congreso desde 2018”, reclama Polanco.

A partir de la fecha, la Coalición de ONGs por la Infancia, y todas las organizaciones que la componen, se declaran en vigilancia permanente, a fin de evitar que, este terrible intento de empeorar las condiciones para la protección integral de la niñez, prospere.

Al mismo tiempo, convocaron a todos los actores clave de la sociedad dominicana, a fin de que el Proyecto de Ley de Crianza Positiva sea desempolvado, puesto en agenda y aprobado a la mayor brevedad”, terminó diciendo Thomas Polanco.

Por último, la Coalición hace un llamado a la sociedad en general para que demande de los legisladores legislar y fiscalizar el establecimiento de medidas de prevención realmente efectivas: creación de espacios recreativos para la niñez y la adolescencia en las comunidades, mayores recursos para la salud, establecer mecanismos de apoyo y orientación a las familias, ampliar las oportunidades de empleo decente para losjóvenes, entre otras.

Beltran Nicolas Ortiz Rivera

Director Periodico

Te puede interesar